¿Cuánto sabes del cambio automático PDK de Porsche?

El doble embrague que montan modelos como Panamera, 911, Boxster, Cayman o Macan, hoy, a escena.

¿Sabes cómo se dice PDK en alemán? “Porsche Doppelkupplungsgetriebe” Fácil, ¿verdad? Quizás te suene más “Porsche dual-clutch transmission”.

¿Sabías que más del 75% de todos los Porsche 718 y 911 vendidos están equipados con el cambio PDK? La cifra llega hasta el 100% en el Panamera y en el Macan, que no disponen de caja de cambios manual en sus gamas.

De hecho, el “gran turismo” alemán; el “joven” Porsche Panamera 2021, lo lleva también integrado y puede presumir de una nueva versión, la Turbo S, que consiguió marcar la vuelta rápida en Nürburgring Nordschleife, haciéndose con el primer puesto en el segmento de las «berlinas ejecutivas», según la firma germana. Como dato importante, los vehículos con PDK aceleran de 0 a 100 km/h más de medio segundo más rápido que los manuales. Cambiar más rápido, es sinónimo de confort, eficiencia y seguridad y el PDK lo hace.

Pero a todo esto, ¿cuáles son los orígenes de este tipo de cambio automático?
La caja de cambios automática PDK, encuentra sus orígenes en los años 80. La caja de cambios de doble embrague de Porsche (PDK) se probó por primera vez en 1983, en el Porsche 956, y, justo un año después, empezó utilizarse en competición. El cambio PDK sigue hoy vigente y garantiza transiciones rápidas entre marchas y valores de aceleración impresionantes en numerosos vehículos de la gama. También reduce el consumo de combustible.

Y en resumen, ¿cómo funciona un cambio PDK?
En el cambio PDK, los engranajes se distribuyen entre dos embragues separados, de ahí su nombre. Uno de ellos se encarga de engranar las marchas impares y la marcha atrás, mientras el otro se encarga de las marchas pares. La tecnología permite transiciones totalmente automáticas sin interrupción de la tracción.

¿Eso es todo? Nooo, hay un punto muy importante a tener en cuenta.
Todas las cajas de cambios automáticas PDK de Porsche necesitan mantenimiento. ¿Por qué? Porque tienen aceite ATF y este pierde las propiedades con el paso del tiempo, así como los filtros, juntas o filtro/cárter.

¿Cuándo hay que hacer el mantenimiento? Cada 50.000 km o dos años aproximadamente. Pero lo ideal es que nos llames y nos cuentes tu caso particular, nuestros asesores técnicos darán los mejores consejos para el cuidado de tu Porsche.

🗓 ¡Llama o escríbenos! ⏱
📲 Teléfono: 91 644 44 22
💬 WhatsApp: 653 996 766

Fuentes consultadas:
https://newsroom.porsche.com/
https://www.porsche.com/spain/